lunes, 9 de octubre de 2006

MIS MUJERES DE PELÍCULA: UMA THURMAN

Película: Tiempos Violentos (Pulp Fiction).
Dirección:
Quentin Tarantino.
Elenco:
John Travolta, Samuel L. Jackson, Bruce Willis, María de Medeiros, Ving Rhames, Tim Roth, Amanda Plummer.
Vista en: Algún mes de 1995.

Creo que no he sido leal conmigo mismo ni con los visitantes de El Otro Cine en esta columna
, no porque he sido mentiroso o poco fidedigno en ella, todo lo que he escrito aquí es real; pero si quise empezar este espacio “dedicado a las musas del cine”, debí haber empezado sí o sí con la primera mujer que me dejó helado y boquiabierto frente a una pantalla, a la primera que me hizo prometer a mi mismo ver todas las películas en las que actuara, a la primera que busqué en fotos y videos apenas pude en internet, a la primera que marcó mi forma de ver películas… Uma Thurman.

Para ser franco, ni siquiera terminé de ver Pulp Fiction la primera vez que la vi- y eso que en mi mundo cinéfilo hay un antes y un después de este film- sinceramente porque 1995 era una época en la que recién comenzaba a mirar películas, recién empecé a cambiar Cartoon Network y Magic Kids por
HBO y Cinecanal. Recuerdo que la pillé tipo 11 PM un día de semana y me quedé dormido porque estaba cansado y la encontré muy larga, no aguanté y el sueño pudo más. Si no me equivoco llegué hasta el final de la segunda historia. La película, genialmente estructurada, narra la historia de un par de gángsters (John Travolta, Samuel L. Jackson) que deben recuperar el misterioso maletín de su jefe Marcellus Wallace (Ving Rhames); por otra parte, éste la ha encargado al personaje de Travolta sacar a pasear a su mujer, la hermosa Mia (Uma Thurman). También, entre medio, aparece la historia de un boxeador (Bruce Willis) que pretende escapar de la ciudad tras no cumplir con la pelea arreglada que había compuesto Wallace.

Es difícil olvidar a Uma en este papel, hasta su entrada es despampanante: una toma en la que sus pies descalzos salen a recibir a John Travolta. Claramente me cautivó enseguida, con su melena corta y negra, su mirada felina, su sonrisa de ángel y esa delgada y delicada figura… creo, incluso, que marcó mi prototipo de mujer hasta el día de hoy.

Sé que ella no tiene una belleza normal, no es la típica belleza a la que estamos acostumbrados ver en otras actrices, al contrario, ella es bella irregularmente, una hermosura ajena al prototipo hollywoodense, mucho más llamativa para individuos como yo; sino, sólo basta con verla en la escena donde, para mí, se ve absolutamente preciosa: en el auto después de haberla salvado de la sobredosis, esos ojitos perdidos y esa carita llorosa y llena de rimel corrido… sencillamente exquisita, como para tirarle besos en el aire sin que se dé cuenta.

En los años posteriores a Pulp Fiction, me obligué a mi mismo a ver todas y cada una de las películas en donde actuara, quizás como un tributo cinéfilo para idolatrarla, que cumplí fielmente por tres años, después, por distintas razones, no pude hacerlo al pie de la letra y la última película que vi de ella fueron los dos volúmenes de Kill Bill. Irónicamente, como siempre, Quentin Tarantino otra vez.

(Pablo Font R.)

2 Comentarios: Publicar un comentario

  • Anonymous Anónimo (2:01 a. m.)  

    Fine way of describing, and good post to get facts
    about my presentation subject matter, which i am going to present
    in school.

    My web page; fraxel

  • Anonymous Anónimo (6:02 a. m.)  

    If you wish for to grow your experience simply keep visiting this web site
    and be updated with the latest news posted here.


    Have a look at my weblog ... troutman